abril 19, 2024

Periodistas Sin Censura

La Otra Cara de la Noticia

José Murat Casab, Lidera “El Cartel Del Despojo” 

*Es una red conformada por notarios públicos que se dedican a robar propiedades a personas de la tercera edad y a quienes se encuentran presos, principalmente
 
 
*Ese grupo criminal está involucrado en el asesinato de una mujer de la tercera edad a quien dias antes de su muerte le ofrecieron 35 mdp por su enorme casa
 
 
 
 
Juan Bermúdez/Enviado especial
 
 
 
Oaxaca, Oaxaca.- La sombra del descrédito se cierne sobre el ex gobernador de la entidad, José Murat Casab, toda vez que junto con sus hijos y otros cómplices, ha demostrado sus habilidades como maestro del engaño, el fraude, el despojo y el crimen perfecto.
Su inteligencia tan maquiavélica lo orilló a conformar en esta localidad ubicada al sur del país, un grupo criminal ahora conocido como “El Cártel del Despojo”, que impune y habilidosamente se dedica a robar propiedades a personas de la tercera edad y a quienes se encuentran presos y ya no tienen forma de defenderse.
Los principales integrantes son sus hijos Alejandro y Lorena Murat Hinojosa –quien opera desde Miami, Florida-  así como Jorge A. Merlo Gómez, José Octavio Tinajero Zenil, Vicente Mendoza, Téllez Girón, Jorge A. Medina Zárate, Gilberto Gamboa Escobar, Rosa Nidia Villalobos González y Christian Hernández Fuentes.
 
 
Los integrantes del “Cartel del Despojo” (foto especial)
 

Una de sus primeras víctimas y de las más sonadas, fue la señora Olga Magda Castillejos Aquino, quien era una persona de la tercera edad y dueña de un valioso inmueble conocido como “La Casa Blanca” ubicado en el centro de esta ciudad; más de 3 mil metros cuadrados, 3 patios con alberca, balcones y faroles de hierro forjado, una escalera de cantera, etc. 

 
 
 
La casa es tan grande –aunque hoy se encuentra aparentemente en el abandono- que atraviesa toda una manzana, la entrada principal se encuentra en la calle Independencia # 603, y la salida en la calle Morelos, que colinda con la iglesia del Carmen Bajo, muy cerca del centro de la capital del estado.
 
 
 
La difunta notaria María Antonieta Chagoya Méndez, “le puso el tiro” al entonces gobernador priísta José Murat Casab, su cómplice en la red criminal de “Despojos Oaxaqueños”, presentándole a Olguita Castillejos, para hacerle una engañosa oferta de compra por la “Casa Blanca”, misma que doña Olguita –deslumbrada por esa cantidad- no pudo rechazar:
 
 

La oferta realizada fue de 35 millones de pesos por la propiedad, cuando en realidad  su valor es de más de 100 millones de pesos. Enganche de un millón de pesos mas “cómodas parcialidades” de pago. 

 
 
 
Era pues, una casa ubicada cerca de Plaza de Valle, muy de moda en esos tiempos. María Antonieta Chagoya le entregó en efectivo a la propietaria un millón de pesos. 
 
 
 
Unas semanas después de la negociación, doña Olguita –como le decían sus amigos y vecinos- recibió una canasta llena de comida y vinos que degustó tranquilamente, pero horas más tarde se comenzó a sentir mal y falleció por “causas naturales”, y obviamente, no se le practicó la necropsia de ley para evitar las investigaciones y que dieran como resultado que la muerte se debió a un envenenamiento. 
 
 
 
A la fecha, ese asesinato premeditado ha quedado cubierto con el manto de la impunidad, pues nunca hubo una denuncia penal y todos los documentos relacionados con esa supuesta muerte natural, quedaron archivados, durmiendo el sueño de los justos.
 
 
A la señora Olguita solamente se le había pagado un millón de pesos en efectivo como enganche, y faltaron por liquidar 34 millones de pesos,  ismos que por supuesto se quedaron en las arcas personales de José Murat y sus cómplices. 

 
Las escrituras de doña Olga son cambiadas en el entonces Registro Público de la Propiedad, y el 29 de septiembre de 2004 se presenta para su registro la escritura número 14539 de la notaria Chagoya, en donde el señor Daniel Sánchez Scott –señalado de testaferro del viejo- firma la venta de “La Casa Blanca” por 3 millones de pesos a Georgina Alcántara Rojas quien después fue corregida en los libros usando “corrector” por el nombre de Aurora Alcántara Rojas, actual esposa de José Murat. 
 
 
 
El director del Registro Público en ese tiempo era el notario 135 Jorge Merlo.

Posteriormente para dejar ocultas estas escrituras y no apareciera el nombre de doña Olguita, María Antonieta Chagoya metió una escritura más con motivo de “rectificación de medidas”; como se muestra en las copias adjuntas.

 

Con éstas y muchas pruebas más se puede comprobar cómo empezó y una de las formas en que opera el “Cartel del Despojo”; Esta red de delincuentes que lleva décadas operando con la venia y complicidad de altos funcionarios, aprovechándose del patrimonio de las personas de la tercera edad, personas en prisión y de escasos recursos que no pueden defenderse. 

 
 
 
Muchos oaxaqueños esperan que el nuevo gobierno de Salomón Jara Cruz, en sintonía con el presidente de la república, Andrés Manuel López Obrador y con la disposición que han mostrado respecto de la investigación de éste Cartel, logren frenar los despojos y se haga justicia para quienes han sido víctimas de ese grupo delictivo, que aún sigue operando cubierto por el velo de la impunidad.

Loading